Puerto Rico Heineken JazzFest 2012… La Música Que Le Gusta a Dios

Share
Preparándonos para disfrutar del último día del Puerto Rico Heineken Jazzfest 2012. Foto cortesía de Félix Ayala (Guayciba).

Preparándonos para disfrutar del último día del Puerto Rico Heineken Jazzfest 2012. Foto cortesía de Félix Ayala (Guayciba). Dale “click” para verla grande.

¡El pasado jueves 29 de marzo llovió con ganas!  Como a eso de las 11:00 de la mañana parecía que se había roto un tubo en el cielo.  Ese mismo día, a las 8:00 de la noche, comenzaba el Puerto Rico Heineken JazzFest 2012.  Y el Servicio Nacional de Meteorología llegó a pronosticar hasta 70% de probabilidad de lluvia.

La cosa arrancó a las 8:00 en punto, con la música de José Heredia, un joven talento puertorriqueño del saxofón, a quien le encomendaron el honor y privilegio de darle inicio al festival.  ¡Misión cumplida!  ¡La puso en la China!  Como a las 9:30 subieron a escena Michelle Camilo y Giovanni Hidalgo, acompañados del bajista californiano Lincoln Goines, y la cosa se elevó a la estratósfera.

Ah, y casi se me olvidaba.  No llovió.  Apenas cayeron unas lloviznitas ocasionales para refrescar la noche.

El viernes la cosa lucía peor.  Desde temprano el cielo amaneció negro.  Cuando abrieron el portón a las 7:00 seguía negro.  ¡Ay, ay, ay!

Nuevamente a las 8:00 en punto arrancó la música. El primero en subir al escenario fue Agustín Barreto, un virtuoso puertorriqueño del bajo, que de inmediato puso la cosa a moverse con su “Fusion Quartet”.  Luego disfrutamos de un espectáculo singular de las manos de la pianista madrileña Ariadna Castellanos y su Flamenco Jazz.  Y para cerrar la noche Dee Dee Bridgewater deleitó a la audiencia con las canciones de Billy Holiday, una de las cantantes de Jazz más famosas de los Estados Unidos.

¿Y la lluvia?  No dio ni para llenar un vaso.  ¡El Festival iba bien!

El sábado la cosa ya lucía mejor.  El cielo amaneció medio nublado pero la lluvia brilló por su ausencia.

A las 8:00 en punto subió al escenario el trio de José Negroni, un pianista de Santa Isabel que ha recorrido el mundo junto a su hijo Nomar (baterista) y el bajista Josh Allen.  Y —como si eso fuera poco— este año trajeron de refuerzo al mundialmente famoso saxofonista Ed Calle.  Hmm hmm, perdón, al doctor Ed Calle.

Como a las 9:30 de la noche subió a la tarima el homenajeado de este año, el bajista mexicano Abraham Laboriel con su cuarteto “Open Hands”.  Este señor toca a la velocidad de la luz.  Pero lo mejor de todo fue la humildad que irradia desde cada célula de su cuerpo. ¡Bravo Laboriel!  ¡Bravo!

Para terminar la noche subió a escena Poncho Sánchez, como parte de una visita relámpago a la Isla.  Como siempre impecable.

¿Y la lluvia?  Brilló por su ausencia.  ¡Ni una gota en toda la noche!

El domingo hizo calor.  El “wikén” de lluvia poco a poco se tornó en uno de sol; mucho sol.

[nggallery id=8]

Como de costumbre el Sindicato de Jazz se reunió como a la 1:00pm, “debajo del palito”  a asar carne, tomar Heinekens y hacer un “post mortem” del Festival.  La opinión era unánime.  El Puerto Rico Heineken JazzFest 2012  fue un palo.  ¿Y la lluvia?  Lo más bien, gracias.

Como a las 4:00 de la tarde entramos al anfiteatro bajo un sol que le “roncaba la manigueta”.  Los “nenes” de Berklee (como cariñosamente le apoda la audiencia) nos deleitaron con su arte, de cara al sol y con un calor intenso.  ¡Qué buenos son!  En ellos se evidencia la verdadera razón de ser del Festival.  ¡Bravo!

La última noche siguió con la participación del pianista argentino Mario Parmisano, quien junto a su trío deleitó a un auditorio repleto con la música del bandoneonista y compositor de Mar del Plata: Ástor Piazzolla.

El cielo estaba prístino.  Hasta se veían las estrellas.  Entonces subió a escena el orgullo de España: Paco de Lucía.  Francisco Sánchez Gómez (su nombre de pila) y su grupo de virtuosos del flamenco pusieron el escenario a vibrar con sus melodías, cante jondo y baile flamenco.  ¡Qué mejor manera de lanzar su nueva gira!

¿Y la lluvia?  Lo más bien, gracias.  Luis Álvarez y su grupo de trabajo pueden descansar tranquilos.  El Puerto Rico Heineken JazzFest 2012 fue todo un éxito, aunque la amenaza de lluvia les hiciera perder el pelo todo el fin de semana.

La verdad es que a Dios le debe encantar el Jazz.  ¡Tener un fin de semana como el que tuvimos —a pesar de un pronóstico de lluvia que llegó a alcanzar el 70%— fue un verdadero milagro!

Nuestra felicitación más sincera para el personal de Méndez y Compañía, y los cientos de involucrados que hacen de este evento un éxito cada vez mejor —año tras año.

Gracias también al compañero fotógrafo Félix Ayala —Guayciba— por las imágenes utilizadas en este artículo.

©2012, Orlando Mergal
_________________
El autor es Socio Fundador de Accurate Communications, Licenciado en Relaciones Públicas (R-500), Autor de más de media docena de Publicaciones de Autoayuda, Productor de Contenido Digital y Experto en Comunicación Corporativa.?Inf. 787-750-0000

logo-linkedIn

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

No se admiten más comentarios